victormlinares.blogspot.com.es/

victormlinares.blogspot.com.es/
victormlinares.blogspot.com.es/

Próximas carreras (o al menos, intenciones)

Subida al Mosquiteru

Después de la Media Maratón de Donostia, el pasado 20 de Mayo, no había vuelto a escribir. También es verdad que no había vuelto a competir.

Ha sido un verano un poco anárquico en cuanto a entrenamientos. He ido a correr, a nadar, y he hecho también algo de BTT. No he parado mucho, salvo una semana y pico.
El resto, he estado bastante activo. Y aún así he cogido peso. He hecho sobre todo monte, tanto en bici como corriendo. Aunque más que monte, se puede decir cuestas.

El objetivo de éste otoño-invierno será el Maratón de Donostia, pero hasta que llegue, participaré en alguna que otra carrera como el Medio Nocturno de Bilbo, Zakila Bira, etc.

¿Objetivo en Donostia? No lo tengo claro. Supongo que andar entre 3:20 y 3:15. Lo principal será no sufri como he sufrido en anteriores maratones así que según vaya avanzando la preparación, iré concretando el objetivo final.

Decía que desde el 20 de mayo en Donostia, no me había vuelto a poner un dorsal. Ha sido éste último sábado en Arrendondo (Cantabria) cuando he vuelto a los ruedos. Y es que pusieron en el camping un cartel y me llamó la atención. Es casi como un Km Vertical, bueno ES un Km vertical, sólo que es un poco más larga de lo que suelen ser los kms verticales. Según el cartel eran 9 kms, pero al final no llegaron a 7, y más de 1000 metros de desnivel positivo.


Cartel de la prueba
Fuimos de Txoko Free y yo, aunque allí nos encontramos a un viejo conocido, Fernando, amigo de otro gran forero como es Zelko.
Antes de la salida un poco de cachondeo en el podium, aprovechando que estaba libre. Ya no podré decir que nunca he subido al podium.
Podium de la prueba (soñar es gratis)
Buen ambiente antes de la carrera, pocos corredores y un pequeño pueblo bastante volcado con el evento. Andaba por allí, de promoción supongo, el que fuerea Presidente de la Comunidad de Cantabria, el Sr. Revilla, al que me acerqué para preguntarle a ver si podíamos sacarnos una foto con él, a lo que accedió muy amablemente. Fue él también el que a las 10 en punto dió el pistoletazo de salida.


Yo, Revilla, Free y Fernando

Primeros metros
El inicio de carrera era bastante fácil, yendo los primeros metros por la carretera para enseguida girar a la derecha y empezar a subir. De momento se podía correr bien, a ritmo de subida pero correr, aunque enseguida abandonamos el asfalto para empezar a subir por un camino de tierra y piedras. En algún tramo, había que ir de uno en uno, lo que en el momento me fastidió, porque me veía con ganas de ir más rápido, pero luego me vino bien para no cebarme más de la cuenta. Dejé la compañía de Free y me fuí para adelante.

El primer kilómetro lo hago en 7:45 con un desnivel positivo de 109 metros. El segundo km, más o menos por terrenos similares, me cuesta sólo 6:42, pero es que "sólo" ascendemos 87 metros. Ya habíamos completado un poco menos de un tercio de carrera y me encontraba muy bien. Sin embargo, hacia el kilómetro 2.5, dejamos ya de andar por caminos y emepezamos a andar por senderos, y a ascender. Impresionante la pared que teníamos delante. Además el sol empezó a calentar de lo lindo, lo que hizo que ese tramo fuese aún más duro. El km 3 me cuesta hacerlo 11:40, y eso que tenía parte de tramo corrible, pero claro, en ése kilómetro ascendemos 186 metros.


Pared del km 3
 Según oigo a dos que íban detrás mío, al finalizar la ascensión había un tramo de unos 900 metros de pista y yo (iluso de mí) pensé que sería una pista forestal rodeada de árboles, pero cuando al final conseguí llegar hasta arriba, ví con desilusión que la famosa pista, no tenía ni una puñetera sombra, y Lorenzo calentba a base de bien. El Km 4 estaba en ésa pista. Casi 18 minutos me llevó hacerlo, subiendo unos 183 metros. Además, y aunque yo llevaba un bote con agua, iba buscando el avituallamiento que debería haber por allí, pero cuando llego a él, veo que sólo había agua. Nada de bebida isotónica.

Dejámos la pista y nos adentramos en un tramo bastante largo de piedra karst. Mucha piedra suelta. No es que tubiera excesivo desnivel, pero sí que tenía zonas en las que había que agarrarse para subir. La verdad es que era una gozada ir por esas piedras, admirando las vistas. Aunque yo iba ya un poco fundido, sobre todo por el calor. Km 5 en 10:47 y 97 metros de ascensión.



Se va acercando el final y a lo lejos, allí arriba, se adivina lo que debe ser el arco de meta. Aunque lo que se ve que hay hasta llegar allí me hace pensar que queda lo peor, lo más duro. Y no me equivoco. Una tremenda campa ascendente en la que no hay un sólo árbol, nos separa de la cima. En algún tramo, tengo que agarrarme a los hierbajos para poder subir. El sexto km, tardo en hacerlo 19 minutos, subiendo 164 metros.

La verdad es que incluso se puede decir que tuvimos suerte con el tiempo, ya que si esa zona hubiese estado embarrado, creo que habría sido prácticamente imposible subirla. Al llegar al segundo control de paso (el primero estaba en el avituallamiento), me dice el chico que estaba allí, que sólo me quedan 400 metros...pero qué 400 metros. Una auténtica pared. Tanto es así, que los últimos 800 metros los hago en 20 minutos y 18 segundos, subiendo un total de 181 metros.


Jurándome y perjurándome que no volvería ha ir allí, conseguí llegar a meta en un tiempo final de 1 hora y 34 minutos. Allí arriba estaban esperando Free y Fernando, que hacía unos minutos que había llegado. La cima era... la cima. No había nada más. Igual tendría unos 40 metros cuadrados. Solo había sitio para una mesita con un portatil de toma de tiempos y poco más. Ni avituallmiento, ni foto de final de carrera ni nada. Además nos dicen que debemos bajar "por el camino" unos dos kilómetros para llegar al avituallamiento y a los coches y microbuses que nos llevarán de nuevo a Arrendondo.

Menos mal que llevé el móvil para sacar una fotito en la cima

Pues esos dos kilómetros que había hasta el avituallamiento, nos llevó hacerlos ¡¡¡30 minutos!!! ¡¡¡ qué "camino"!!!. Un sufrimiento para los tobillos y rodillas. Y lo peor fue que al llegar a los coches, no había ni una puñetera botella de agua que llevarse a la boca. Sí que había algo de fruta, pero nada más. Además, estamos bastante corredores y no hay sitio suficiente en los coches para bajarnos a todos de nuevo a Arrendondo. Así que cuando vemos un Pick Up de Protección Civil, que bajaba con algunos corredores, no dudamos en subirnos a la parte trasera. Sin duda lo mejor de la carrera.

Desde la cima, hasta los coches, 2 kms.
Tardamos unos 20 minutos en llegar a Arredondo. El pick up nos dejó en las duchas y allí sí, allí si había avituallmiento. Un montón de platos con tortillas de patata, riquísimas, una nevera con bebida fría, y las duchas, con agua fría también. Aunque incluso se agradecía.

No se. Me ha gustado el recorrido, el sitio, pero le veo varios inconvenietes. Por ejemplo el que sea en Agosto. Vale que no vivimos en el Caribe, pero lo normal en Agosto es que haga calor, y una carrera como ésta necesita una temperatura más agradable. Los Avituallamientos, quizá porque era la primera edición, pero han estado bastante mál. Sólo agua no puede ser, y menos cuando la carrera cuesta 15 euros. Y tendrían que buscar una solución también al tema de la vuelta a Arrendondo. Dos kms para los coches, y en esas condiciones, son demasiados.

Supongo que irán puliendo detalles para próximos años, o por lo menos, eso espero.